domingo, 5 de septiembre de 2010

En Sagua la Grande, por primera vez…

Otra ciudad de primicias.


A Olguita,
sagüera en Cárdenas,

y a Gino,
cardenense
en Santiago de Chile.


No he concebido este inventario de primicias para emular con los cardenenses. Sólo noté que estaban dispersas y que sería útil juntarlas para galardón de la Villa del Undoso. La provocación, eso sí, la suscitó la extensa nómina de inauguraciones patrocinadas por Cárdenas. Al izamiento primigenio de la bandera cubana, a la primera estatua dedicada a Colón, a la primera destilería de Cuba, Sagua contesta, por sí misma, sin vocación emulativa, con el primer buque de vapor, el primer alcantarillado y el primer cielo estrellado de la poesía cubana.

Después de examinar afinidades que relacionan a la comarca del Undoso con otras ciudades cubanas, he corroborado que no hay urbes más semejantes que Sagua y Cárdenas. Ambas fueron fundadas en el siglo XIX, con la misma pujanza azucarera, portuaria y ferroviaria. Cada una quiso honrar a la otra: en Sagua, la antigua calle de la Esperanza se llamó luego Paseo Cárdenas; en Cárdenas, la vetusta Pinillos fue rebautizada como Sagua. Para viajar a Sagua desde occidente era imprescindible hacer escala en Cárdenas; para llegar a Cárdenas desde oriente había que tocar antes el puerto sagüero. Muchos viajeros hicieron paralelos entre ambas ciudades. Ramón de La Sagra, Samuel Hazard, Carrerá, Juliá y Eva Canel, asumieron que Cárdenas y Sagua podían compartir en perfecta fraternidad el mismo capítulo de sus viajes. Ambas han poseído idénticos epítetos: Perla del Norte, Ciudad de los Coches y las Bicicletas… No parezca raro a nadie entonces que también compartan la avidez de comienzos. Por eso he colectado estas noticias sagüeras, que no aspiran a empañar la divisa del escudo cardenense donde con orgullo se declaran “Primus in Cuba”.

He aquí las primicias del Undoso. Cada dato fue cotejado con la fuente bibliográfica original. Pese a la extensa indagación, la lista sigue incompleta. Abarca sólo el siglo XIX. Este inventario, entonces, permanece abierto para otros hallazgos.



1. Primer buque de vapor construido en Cuba. “Se botó al agua y comenzó sus viajes por el río el vapor Sagua la Grande, de la casa de Beronda, teniendo este puerto la gloria de ser el primero de la Isla en que se construyera un buque de esta clase.” La botadura acaeció en 1849.

2. Primer alcantarillado de Cuba. “A Sagua la Grande le cabe el honor de ser la única ciudad de Cuba con un alcantarillado construido a mediados del siglo XIX.” Los planos se levantaron en 1852 por los ingenieros O’Campo, Henrique y Couspeire. En julio del año siguiente quedó concluido el desagüe de la calle Gloria.


3. “[…] el primer gran cielo estrellado de nuestra poesía y el primer diálogo del hombre con las estrellas.” Según Cintio Vitier, estas primicias poéticas corresponden a “La ilusión”, poema de de “El Trovador Cubano” –seudónimo de Francisco Pobeda y Armenteros- fechado en Sagua, 1853. Pobeda, fundador del criollismo romántico en la poesía cubana, murió a los 85 años en la Villa del Undoso.

4. Primer periódico científico publicado en el interior del país. “El Eco Científico de Las Villas”, dirigido por el Dr. Agustín W. Reyes, comenzó a publicarse con frecuencia mensual a partir de 1883 y durante cuatro años. Ha trascendido como la primera publicación periódica dedicada a las ciencias que se publicó fuera de la capital cubana.

5. Primer movimiento reformista de alcance nacional para enfrentar la crisis económica de la década de 1880. Los hacendados de Sagua suscribieron un manifiesto solicitando reformas al gobierno español. Se imprimieron 4 mil ejemplares y se enviaron cablegramas a los ministerios peninsulares. El movimiento iniciado en la Villa del Undoso se extendió a otras regiones del país.

6. Primer colegio laico de Cuba. Se fundó en 1886, a iniciativa del sagüero Juan J. de Garay, recién llegado de Europa. Se llamó “Luz y Verdad”. Aceptaba a “niños de todas las razas y por pensiones insignificantes.” Duró cuatro años.

7. Primera red telefónica del centro de Cuba. Ya se hablaba del proyecto desde los primeros meses de 1892, pero los postes del tendido no se instalaron hasta diciembre. El gestor del proyecto fue Andrés Casas Aulet, que debió enfrentar la desconfianza que a menudo suscitan los adelantos. Sagua la Grande fue la 4ta. entre las primeras ciudades cubanas dotadas de telefonía.

8. Primera estatua erigida en Cuba a un magnate capitalista. “[…] el 2 de febrero [1894], se inauguraba la estatua en mármol de Carrara, del Conde de Casa Moré, erigida por la Compañía del Ferrocarril en el jardín de la Estación.”

9. Primer partido político fundado al finalizar la dominación española en Cuba. El 14 de diciembre de 1898 se constituyó el Partido Democrático Sagüero, pionero de la futura vida política republicana. Algunos días después, el PDS concibió e hizo difundir un manifiesto a todos los cubanos. Dice el historiador José E. Pérez que “Sagua la Grande fue la primera población de Cuba que empezó a mostrar sus anhelos políticos para lo porvenir, cuando se dio por terminada la dominación española.”

10. Primer centro de enseñanza preescolar de Cuba. Se fundó en la Villa del Undoso gracias a la gestión de Francisco de P. Machado, que consiguió los fondos sobrantes de un comité neoyorkino de auxilio a los reconcentrados. Las primeras educadoras fueron las norteamericanas Turner y Layer. Se le reconoció oficialmente la condición de primer “kindergarten” de Cuba.

...

Notas.

[1] Antonio Miguel Alcover; Historia de la Villa de Sagua la Grande y su Jurisdicción, Imprentas Unidas de La Historia y El Correo Español, Sagua la Grande, 1905, p. 102.

[2] Juan de las Cuevas Toraya: Quinientos años de construcciones en Cuba, D. V. Chavín, Servicios Gráficos y Editoriales, Madrid, p.135.

[3] Cintio Vitier: Lo cubano en la poesía. Edición definitiva, Editorial Letras Cubanas, La Habana, Cuba, 1998, pp. 114-115.

[4]Antonio Miguel Alcover: El Periodismo en Sagua, Tipografía La Australia, La Habana, 1901, pp. 184-192.

[5] Alcover: Historia… pp. 362-365.

[6] José María Martínez: Ligeros apuntes sobre la enseñanza escolar y el magisterio en Sagua la Grande, Magazine de La Lucha, Provincia de Santa Clara, 1926, p. 395.

[7] Alcover: Ibídem, pp. 448-449.

[8] Alcover; Ibídem, p. 461.

[9] José E. Pérez [Pepe Hillo]: Con Sagua, por Sagua y para Sagua, Imprenta de Pompilio Montero e Hijo, La Habana, 1945, pp. 101-106.

[10] José María Martínez: Escuela de kindergarten, Ibídem, p. 397.


2 comentarios:

Gino dijo...

Estas lleno de sorpresas viajero
Gracias por eso.
Estoy en deuda.
Un abrazo
Gino

Anónimo dijo...

Es bueno saber que haces y sigues haciendo. Se te echa de menos.