viernes, 24 de diciembre de 2010

Música dormida

-

Yo quería describirles cómo hago
para espiarlos desde el postigo
sin que adviertan el obsequio que me dedican.

En las madrugadas mueven
bujías en la ventana de los altos
como si tendieran una trampa para mi obsesión de ellos.

Por las falsas almenas de la casa
penetra el adagio de Samuel Barber
con la música de un animal dormido a la intemperie.

Diciéndose “aléjate, oh fantasma”
abren las puertas y reciben la verdad de golpe,
con inaudito valor, como no la soporta ningún héroe de hogaño.

Tanto coraje da miedo. ¿Qué osarían
si yo fuera música dormida? Me colocarán en el piano
hasta reducirme a misterio consabido;
luego en la intemperie insomne de sus almenas, hasta rendirme.

Yo quería describírselos -sugerirles qué hacer
conmigo, cómo exponerme al fuego
de las bujías, cómo lacerarme-
pero recelo que no aprobarán mi deseo de despertar.

_______
Foto: 10 de noviembre, desde el postigo.

4 comentarios:

Jorge Bousoño dijo...

te mandé esto por e-mail, que a ciencia cierta no se si lo recibiste; así pues te lo agrego en esta, para vós y todos:

Si en esta noche esperanza
la luna te brilla más intensa

si tu cielo se llena de fuegos artificios
sin notar que son estrellas

es que la felicidad (tu felicidad)
te acompaña

mas

si de las burbujas en la copa a brindis
te salpican nostalgias y anhelos

si intentas perderte entre brumas y sueños

puedes gritarle a los vientos
que intensamente vives

que conquistas el Año nuevo.

......

¡Feliz Navidad y próspero Año 2011!

te desea, JB

[ElDuende] de AlasCUBA
http://alascuba.blogspot.com/
abrace.cuba@gmail.com

Félix dijo...

Felices fiestas, pequeñajo.
El título de tu post me recuerda a la biografía de Carmen Laforet escrita por su hija, que tituló Música blanca. Títulos deliciosos.
Abrígate bien.
Un abrazo.

Gino dijo...

Feliz 2011 amigo.

Noche dijo...

Feliz 2011 amado mio..